viernes, 24 de julio de 2015

Muere Joven Sauceño en desierto de EE.UU.

Desesperado y solo en el desierto de Arizona. Así estaba el nicaragüense Adonis Jamiel Rivera Lanuza, de 19 años de edad, el último día que logró comunicarse con su hermano Yerson Rafael, de 23. “Rafa, la migra nos correteó y ahora estoy perdido en el desierto”, le dijo a su hermano. La llamada fue el 28 de junio. Veinte días después, a Yerson lo llamaron del consulado nica en Nueva York: habían encontrado a Adonis muerto en el desierto. Según el dictamen médico, tenía siete días de fallecido cuando lo hallaron.
“Me dijo que el grupo que venía con él se había dispersado. Ese día (el 28 de junio) me llamó bien desesperado (…) Yo le dije que se subiera a un árbol para ver qué miraba y para que se entregara a migración, pero la comunicación se cortó repentinamente”, relata Yerson Rafael. Dice que luego llamó a su hermano en reiteradas ocasiones, pero Adonis Jamiel nunca le contestó.
Captura de nicaragüenses indocumentados en Arizona, 2001. CORTESÍA END- Captura de nicaragüenses indocumentados en Arizona, 2001. CORTESÍA END -
La angustia invade ahora a Yerson Rafael Rivera Lanuza, quien hace cuatro años vive en Bridgeport, Connecticut, y no puede trasladarse al Estado de Texas --donde está el cuerpo de su hermano-- porque carece de un estatus migratorio regular.

UNA SEMANA DE MUERTO
Sus padres viven en el municipio de El Sauce, del departamento de León, y Yerson Rafael asegura que ellos tampoco tienen los recursos necesarios para repatriar el cuerpo de Adonis y sepultarlo.

Según la doctora Corinne E. Stern, jefe de examinación médica del Condado de Web, en Texas, Adonis Jamiel fue encontrado muerto una semana después con sus pertenencias personales intactas, entre estas un celular con el número de su hermano, a través del cual pudieron ubicarlo para darle la noticia.
Yerson Rafael se presentó en días posteriores a la sede diplomática para reconocer las pertenencias que fueron enviadas en fotos a esta sede: su camisa, pantalón, la dentadura y su número de teléfono que llevaba en un bolsillo.
Días después de la última comunicación con su hermano, Yerson Rafael logró conversar con otro nicaragüense que venía con él en el recorrido.
“Me dijo que mi hermano se había desmayado y el coyote que guiaba al grupo le dijo que lo dejaran porque la migra lo iba a encontrar… Eso fue el 26 de junio, dos días después yo me comuniqué con él y después no volví a saber nada de él”, recuerda.

Yerson Rafael pide “encarecidamente” a las personas de buen corazón que le ayuden a repatriar el cuerpo de su hermano que está en una morgue de Laredo, en Texas.
Agradece que el consulado nicaragüense en Nueva York lo ha apoyado de forma logística, pero necesita más ayuda para la repatriación.
“Le pido a la gente de buen corazón que me ayude. Estoy desesperado, no sé qué hacer”, dice con lágrimas en sus ojos.
Fuente: El Nuevo Diario

lunes, 20 de julio de 2015

El Sauce celebra 36 años de victorias



el-sauceHabitantes del municipio de El Sauce, en León, recordaron este sábado la liberación de su territorio, acontecida el 11 de julio de 1979, día en que comenzaron al tránsito hacia una verdadera Nicaragua Libre.         En la citada fecha un grupo de jóvenes guerrilleros apoyados por el pueblo, logró tomarse el último reducto que había de la guardia somocista, ubicado en la torre del Santuario de Esquipulas.
Hoy, a 36 años del aniversario de esa acción que estuvo cercana al triunfo de la Revolución Popular Sandinista (19 de julio), miles de personas de todas las edades se honrar ese momento.
Entre bailes, cantos y poesía, sus habitantes aseguraron que en estos 36 años son muchas las victorias alcanzadas para celebrar con júbilo los hechos históricos sucedidos el 11 de julio de 1979.
Rosa Amelia Valle, alcaldesa de El Sauce, expresó que para sus habitantes esta celebración es muy importante, pues además de recordar a los Héroes y Mártires de la gesta, celebran los programas de restitución de derechos que hoy impulsa el Gobierno Sandinista.
“Hemos avanzado en la educación y los programas sociales de nuestro Gobierno, con el Comandante Daniel al frente (…) el tema del Plan Techo, salud, educación, la restitución de derechos a los adultos mayores, la participación de las mujeres en todos los espacios y la promoción de valores en la familia”, afirmó por su parte Janiré Álvarez, secretaria política del Frente Sandinista en el departamento de León.
“Hoy afianzamos un modelo mejor, venimos cada día esforzándonos, creando mejores condiciones de vida para las familias, para la juventud con proyectos como el Bono Productivo, que me entregaron para generar trabajo en mi familia, y que lo he multiplicado y ya tengo una pulpería”, dijo María Gadea, de la comunidad Ocotal, quien asistió a la celebración.

domingo, 5 de julio de 2015

Joven muere golpeado y quemado en El Sauce

Eddy López Hernández
Una escena macabra mantiene atemorizado a los pobladores del municipio de El Sauce, luego de encontrar a una osamenta que fue quemada en un cerro ubicado a un kilómetro al noroeste de la comunidad Dinamarca del mismo municipio.
Según el médico forense, Benito Rafael Lindo Centeno, del Instituto de Medicina Legal, la persona encontrada murió “por un trauma craneal producto de un objeto contundente en la cabeza, quisieron quemarlo, el fuego consumió su ropa, la piel y los anímale terminaron de extraer los miembros superior, hasta el fémur encontramos a varios metros de la osamenta”, dijo Lindo.
En el lugar fueron encontradas una chiva de cigarro y dos botellas plásticas donde se presume fueron utilizadas para almacenar gasolina y después de golpear al joven en la cabeza le prendieron fuego.
Los familiares que se encontraban en el lugar, identificaron a la víctima luego a haber encontrado un anillo de acero en la escena del crimen que según ellos pertenecía al joven Engel Eliezer Espinoza Pichardo, de 17 años, quien había desaparecido hace nueve días del barrio Nuevo en el municipio de El Sauce.
Geylin Selena Sandoval Moreno, de 19 años, tiene tres meses de embarazo y asegura que su cónyuge desapreció el jueves 25 de junio del presente año y expresó que ya habían interpuesto la denuncia ante las autoridades policiales.
Según los familiares luego de la denuncia la Policía de El Sauce no puso interés en investigar la desaparición del joven, hasta ayer en horas de la mañana que fue encontrado por pobladores de la zona.
“Lo mataron a golpe y quemaron, Eliezer estaba viviendo con una joven, hace varios meses le robaron una bicicleta y la recuperamos, en el barrio Nuevo donde él vivía es inseguro”, dijo Eduardo José Rochas Torres, de 22 años, primo de la víctima.
“La familia lo andaba buscando y fue hasta hoy (ayer) lo encontraron muerto, golpeado y quemado, deja a una joven embarazada de tres meses”, dijo Julio Reyes, quien asegura que conocía al joven.
INVESTIGAN
Por su parte el comisionado Francisco Javier Quintana Mendoza, jefe de la delegación policial del municipio de El Sauce, molesto, contestó a los periodistas, que hasta el momento hay un hallazgo de cadáver y que estaban haciendo todas las pesquisas necesaria.
“Ahorita estamos apenas investigando, más bien le pediría a ustedes un poquito de comprensión para que nos dejen ampliar nuestro trabajo, por favor, por favor”, dijo escuetamente Quintana.

Créditos: Eddy López Hernández (www.LANOTICIA.com.ni)

Capturan a sujeto que mató a Sauceño destrozándole la cabeza con una Enorme Piedra


Tras una ardua investigación, la policía capturó a Jorge Luis Rojas Martínez, de 26 años, quien fue señalado de haber matado la madrugada del miércoles a Gustavo Ariel Aguilera Rizo, de 22 años, en el barrio El Granero, en el municipio El Sauce, en el departamento de León.


Aguilera Rizo fue encontrado con la cabeza destrozada y la masa encefálica expuesta debido a que le dejaron caer una enorme piedra, indicó la policía.

Jorge Rojas fue capturado cuando trataba de huir, y según la policía, este es hermano de Tony Alberto Rojas Martínez, de 24 años, quien el 27 de noviembre del 2015 mató a cuchilladas a su madre Rosalía Adilia Martínez Bucardo, de 52 años, detrás del instituto del barrio Jonathan González, en  El Sauce, León.

Tony Alberto estranguló y lesionó en distintas partes del cuerpo a su mamá, Rosalía después que se negó a vender su casa para entregarle el dinero a su él.

Ahora Jorge Rojas irá a la cárcel a acompañar a su hermano Tony Rojas, quien ya cumple condena por el parricidio de su madre.

Fuente: Radio Ya

viernes, 12 de junio de 2015

Logros del Proyecto Integral de Manejo de Cuencas Hidrográficas, Agua y Saneamiento MARENA – PIMCHAS


Compartimos con ustedes los cambios más significativos en la comunidad El Ocotal del municipio de El Sauce, departamento de León a través del Proyecto Integral de Manejo de Cuencas Hidrográficas, Agua y Saneamiento PIMCHAS con el apoyo del Gobierno Municipal, CARE, Gobierno de Canada, MARENA, Enlace Project (ONG), APRODESA, JAFTA, Proyecto Manuel López entre otras ONG.

miércoles, 27 de mayo de 2015

Casa de Zinc escuela en la comunidad de San Cayetano / Casa de Zinc School in the community of San Cayetano

El 20 de mayo los miembros del personal de Enlace del Proyecto Betania Nelson, y Enrique Corrales, visitó la sede de la escuela de Casa de Zinc que se construyó el año pasado con la participación de Enlace del proyecto y los voluntarios de Nueva York. Fue una gran oportunidad de ver el progreso educativo de la comunidad está haciendo en la zona rural de San Cayetano.


El director de la escuela no podía expresar lo suficiente, su gratitud y reconocimiento para la escuela y los suministros que han superadas la educación de la juventud local por diez. Ella compartió con nosotros que como profesores no hay nada más gratificante para ellos que para poder ofrecer más por sus estudiantes y ser testigo de los cambios positivos que tienen en el transcurso del año pasado.


El rendimiento académico y el interés en el estudio, por parte de los estudiantes, así como los porcentajes de matriculación han visto un aumento constante desde que se completó el edificio. Los recuentos han pasado de alrededor de 21 a casi 30 estudiantes en el nivel primario, y de aproximadamente 5 a 11 en el preescolar. Los profesores creen que la escuela habla por sí mismo como un atractivo para que los estudiantes quieren asistir a clases. Puntualidad, asistencia, participación y desarrollo del estudiante han sido algunas de las mejores cosas que los maestros han tomado de la experiencia de recibir la nueva escuela. Como profesores, que ven el espacio y la seguridad del edificio como una gran ayuda para mejorar la capacidad de gestionar un aula multigrado.


El espacio que una vez que faltaba ahora le proporciona la capacidad de separar los diferentes grupos de edad y mantener las clases con alumnos ayudantes que llevan al grupo a través de lecciones. Los estudiantes ahora no tienen que preocuparse por problemas preexistentes, tales como insectos y pequeños reptiles que caen del techo, o el clima afecta a los pisos de tierra que una vez sirvió como la base de la escuela. Aparte del edificio y su piso resistente, la comunidad aprecia allá de las palabras de los materiales que fueron donados a la escuela. La mesa del profesor, la estantería, y los libros hacen la vida diaria en la escuela más fácil.


Los maestros no son los únicos que se han sentido los cambios positivos del proyecto incluyendo a los estudiantes, quienes orgullosamente compartieron con nosotros algo más que sus palabras lo mucho que aman a su escuela. A su llegada los estudiantes nos dieron la bienvenida con un gran saludo y muchas sonrisas. Ellos compartieron su emoción al ser capaz de mostrarnos cómo estudian y aprenden.


Quinto grado Jaosca, nos dijo que se siente cómodo en la nueva escuela, porque "antes de que [ellos] estudiaron en sus casas y nunca me sentí como la escuela. Ahora, cuando [nos] venimos a clase, podemos estudiar de forma segura felices con nuestros amigos. "Doce años de edad Ángel dice" Me encanta Matemáticas, pero probablemente no le gustaría tanto si no podía venir aquí a estudiar con mis maestros y compañeros de clase. "Elven años Angie compartieron en las creencias de sus compañeros de clase y nos dijeron que, debido a su experiencia con la nueva escuela que ahora aspira a un día volver a enseñar a la educación primaria.



Sin duda alguna, la comunidad se beneficia de la construcción de la casa de la escuela y en su nombre son muy agradecidos y agradecido por este regalo que sigue dando. Educación comienza en nuestras escuelas, pero no tiene fin; el aprendizaje ocurre todos los días en todos los sentidos.


--Written Por: Bethany Nelson, 2015 Intern
Enlace Project 

viernes, 1 de mayo de 2015

Embajadora de Estados Unidos Inaugura Proyecto para el Suministro de Sillas de Ruedas en Nicaragua


La Embajadora de Estados Unidos Phyllis M. Powers participó esta mañana en la inauguración del proyecto Desarrollo de Capacidades Locales para un Servicio Integral y Sostenible de Sillas de Rueda en Nicaragua (ACCES, por sus siglas en inglés), el cual ejecuta el Gobierno de Estados Unidos a través de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional.

El proyecto, cuya finalidad es suministrar sillas de ruedas de alta calidad a personas con discapacidad motora, forma parte de una iniciativa que el Gobierno de los Estados Unidos está implementando simultáneamente en Nicaragua, El Salvador, Kenia, India y Rumanía, con una inversión de 9 millones de dólares para los próximos 3 años y medio. La meta es proveer 9,572 sillas de ruedas en el período de implementación del proyecto en los 5 países mencionados.
El evento contó también con la participación de la Directora Nacional deWorld Vision Nicaragua, María Haydeé Pereira, de Amílcar Kraudy de la organización United Cerebral Palsy – Wheels for Humanity Nicaragua, del Director Ejecutivo de la Fundación Futuro de Nicaragua, Mario Sacasa, y de Meybell Nadir Contreras, en representación de las personas con discapacidades.
“Con este Proyecto, el Gobierno de los Estados Unidos y sus socios globales estamos cumpliendo con los principios de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, en su llamado a promover los derechos humanos de las personas con discapacidad, reconociendo que no se trata de la silla, sino más bien, de mejorar la calidad de vida del individuo,” señaló la Embajadora Powers durante el evento.
Por su parte, María Haydee Pereira, Directora Nacional de World VisionNicaragua dijo que “al concluir el proyecto, habremos contribuido a sensibilizar a comunidades, familias, organizaciones de personas con discapacidad, instituciones del Estado de Nicaragua y gobiernos municipales sobre la importancia de la provisión de servicios de sillas de ruedas en Nicaragua para garantizar la inclusión de las personas con discapacidad.”
En Nicaragua, USAID estará trabajando con World Vision Nicaragua para proveer sillas de ruedas a 1,800 personas de 6 municipios de Nicaragua, incluyendo: Larreynaga,  El Sauce, La Trinidad, San Nicolás, San Juan de Limay y Tipitapa. También apoyarán este fuerzo la Fundación Futuro de Nicaragua y la organización Wheels for Humanity, quienes capacitarán a un equipo de fisioterapeutas y manejarán un Centro Regional de Sillas de Rueda.
En Nicaragua, de acuerdo al censo de personas con discapacidad realizado en 2009 por el Programa “Todos con voz” del Ministerio de Salud, la prevalencia de discapacidad en Nicaragua es de 2.43%, equivalente a 126,316 personas con discapacidad física, sensorial e intelectual.

domingo, 19 de abril de 2015

Luto y Dolor en El Sauce

Sauce
La muerte de Rosibel Murillo Luna, de 53 años, una de las tres víctimas de asesinato en el barrio Los Ángeles Managua, llegó a oídos de sus familiares de su natal comarca Las Mercedes, municipio de El Sauce, departamento de León, el propio día que hacían una misa de nueve días por la muerte de una tía (de la occisa Murillo) quien falleció de causas naturales.
Era un doble golpe para la familia y para todo el pueblo, esperaron tres días para realizar un acto nunca antes visto en Las Mercedes: El primer sepelio nocturno.
Rosibel, su esposo Santos Lucío Bravo Gómez, de 56 años y la hija de ambos Lucía Leticia Bravo Murillo, de 22, inicialmente habían estado sepultados en una misma fosa en el barrio Los Ángeles, porque Nahum Isaí Bravo Tórrez, de 25, se había encargado de planear el triple crimen y durante 15 días mantuvo oculto los cuerpos.
Nahum, presunto autor material e intelectual de los horrendos crímenes de su padre, media hermana y madrastra, donde también están involucrados cuatro acompañantes, ya está en manos de la justicia junto a sus compinches.

En managua

A don Santos Bravo Gómez sus familiares prefirieron sepultarlo en el cementerio del barrio Milagro de Dios, de la capital.
Los restos de Rosibel y su hija Lucía, partieron de la capital, hasta su última morada en el cementerio llamado El Capulín, de la comarca Las Mercedes, en El Sauce, León.
Griseyda Luna dijo que su prima-hermana, Rosibel, dejó la comarca a sus 18 años de edad, y esporádicamente regresaba a visitarlos. Esta vez llegó a quedarse para siempre junto a hija Lucía Leticia.

Una travesía

Llegar a la comunidad Las Mercedes, es una travesía. Muchos entran a caballo, motos o en vehículos “todo terreno”.
El camino pedregoso era una odisea para quienes iban en vehículos bajos, al final la caravana terminó en una mini rotonda, rodeada por troncos de árboles donde un centenar de personas esperaban los restos de las víctimas Rosibel y Lucía Leticia. El cielo también las recibió con una multitud de estrellas.
Con celulares y lámparas en manos a nadie se le dificultó llegar a El Capulín; en tres árboles habían pequeñas plantas eléctricas que levantaban igual cantidad de bujías donde se alcanzaban ver las escasas tumbas.
Emilio Obregón estaba estresado, el sudor en el rostro era más notorio y quería estar más cerca de su amada Lucía, con la que sostuvo un noviazgo de seis años, hasta que la muerte los separó.
El sacerdote de la comarca, se encargó de elevar palabras al creador, pidió fortaleza para la familia doliente y roció sobre los ataúdes agua bendita.
La familia lloraba, cuando los cuerpos de Rosibel y su hija Lucía Leticia, estaban a punto de descender a la bóveda.
En la memoria de los presentes solo quedará el recuerdo de haber visto a sus seres queridos en vida, por su avanzado estado de descomposición, ni siquiera fue posible que los velaran en la comarca.
El país quedó impactado por el horrendo crimen, y la comunidad de Las Mercedes, en El Sauce, guardará para siempre a dos víctimas de un Nahum, despiadado dispuesto a todo. Pero, ¿Qué ganó Nahum con el crimen?

La herencia

La joven Lucía estaba a punto de defender su tesis de la carrera de Administración de Empresas en la Universidad Politécnica (Upoli) y dentro de dos meses ya sería licenciada.
De Nahum muchos sabían que le tenía envidia y temía que la joven Leticia fuera la heredera de los bienes de don Santos Bravo.
La joven fue la única de las víctimas que recibió múltiples puñaladas con saña en el cuerpo, ya que sus padres fueron muertos a tubazos y batazos.
Lo que recuerdan los familiares de don Santos, es que este (Nahum) supuestamente desde hace más de seis años, presuntamente le falsificaba la firma a su padre don Santos.
Lo cierto es que los compinches de Nahum, siempre han sido muy conocidos.
El caponero Jairo Josué Ugarte, acusado de matar a las víctimas a cuchilladas, tubazos y batazos, vive cerca de donde habita la madre de Nahum, en el barrio Las Torres, Managua.
Emilio Obregón, novio de la joven Lucía Bravo Murillo, asegura que tiene bonitos recuerdos de su amada novia. Ambos fueron monaguillos de la misma iglesia “Asunción de María”, ubicada en Ciudad Jardín, Managua. Amigos del coro de la iglesia del que formó parte la joven también asistieron a su sepelio.
Todos la recuerdan como popular y alegre. El lunes miembros de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ) regresaron a la escena de los crímenes en busca de nuevas evidencias.

lunes, 6 de abril de 2015

Cultura: El Sauce y su Historia




No sé como es El Sauce ahora, ni tampoco Villanueva. Hace 75 años yo tenía siete, llegué a El Sauce a través del Ferrocarril del Pacífico de Nicaragua, empresa que en ese tiempo, era la más importante del país.
A mi edad cada vez que la máquina soltaba el vapor y cargaba agua, era un espectáculo que me llenaba de curiosidad. El Ingeniero Alfonso Solórzano era el Jefe del Ramal hacia el Norte y el destino final creo que era Estelí.
Como todo en Nicaragua o por culpa de la Segunda Guerra Mundial, los trabajos avanzaron muy poco y solamente llegaron a dos o tres pueblos más. El Ferrocarril fue una de las más importantes partes de nuestra historia y su destino final culminó en una venta de chatarra. Sus rieles eran la huella de su grandeza, sin embargo, en vez de rescatar la empresa, para bien de los usuarios del ferrocarril y de la economía nacional, le pusieron un “Rip” a la mayor estructura vial que tenía Nicaragua.
Sus derechos de vía se perdieron, quedaron en un canje, como derecho de la entonces empresa extranjera que suministraba el fluido eléctrico. A cambio iluminaron las entradas de los principales pueblos y ciudades del pacífico.
El tren pita y puja, decía un trabalenguas que los chavalos repetíamos alegremente, el tren puja y pita, era verdad. El tren pitaba al entrar en cada estación y las campanas tocaban al salir. Cada pueblo vivía en los andenes, su gente vendía cuajadas, tortillas, el tiste helado, las rosquillas, la cosa de horno, el vaho, el chancho con yuca en occidente y el vigorón en oriente. El tren pujaba al salir, un traca traca-traca traca- rechinando entre ruedas de acero y rieles, era un concierto que indicaba a los pasajeros el avance a su destino.
El Sauce es un recuerdo vago. Personas, personajes, sitios, casas, el telégrafo, la alcaldía, la iglesia, El Hotel Mangas, El Cabildo, los parientes, las canciones, un todo que por años no fue nada. Una Mina de Oro en Villanueva, fantasía de mi familia y de sus socios, era el destino económico de nosotros y El Sauce, la estación familiar, centro de operaciones y el lugar más cercano, tanto a Villanueva como a León.

El Hotel Mangas, de don Manuel, era nuestro hospedaje. Ahí conocí a Gloria y Yolanda Mangas y entable amistad para siempre con Arges Sequeira, muerto trágicamente en la Nicaragua de la difícil transición política del gobierno de doña Violeta. Mis otros amigos fueron Humberto Argüello Masis, sobrino de doña Angelita, una bella señora, esposa del ingeniero Alfonso Solórzano no tan agraciado físicamente, pero con una gran capacidad profesional y jefe del Ferrocarril. Leopoldo “Polo” Ramírez Eva, hijo de Arnoldo Ramírez Abaunza, quien tenía un aserradero en El Sauce, dicen que en sociedad con el viejo Somoza. Polo estudió en el Pedagógico de Diriamba donde nos volvimos a ver con el mismo cariño de siempre, hoy está muy enfermo, y su personalidad dinámica y locuaz, desgraciadamente, se encuentra mermada si no nula. Un abrazo de hermanos lleno de recuerdos y sinceridad nos dimos en la Iglesia de La Divina Misericordia casi con la certeza de nuestro último encuentro.
Otros sauceños de mi época que estuvieron en Diriamba fueron los García, dueños de grandes extensiones de tierra, productores de ganado y leche, millonarios entonces y millonarios ahora. Los García eran cheles, pecosos, flacos, prudentes, trabajadores y buena gente. Rubén Palacios hijo, víctima de la polio. La Olguita su hermana, Arnaldo Pastora, Tomás Valle y mayor que yo Rafael Corrales, hijo del dueño de la planta eléctrica, también exalumno de Diriamba y graduado como Ingeniero Civil, Payo siempre fue introvertido, no sé si tímido o inamistoso, casado con una de las mujeres más lindas de Managua, bella por dentro y por fuera. Payo murió hace muchos años. Arges Sequeira era mi carnal, me enseñó tres canciones, cuyas letras apenas recuerdo: Cómpreme Mondonguito, bien sabrosito…, era una de ellas, la otra: Ay el pobre Sebastián, Sebastián rómpete el cuero… Sebastián Sebastián, nunca lo hagas por dinero, y la última era maliciosa como la segunda, es la canción de doña Sapa que dice: Doña Sapa estaba cosiendo para el sapo una camisa, doña Sapa que se descuida y el sapo que se la pisa… la camisa a doña sapa…. Doña Sapa estaba cosiendo para el sapo un pantalón. Para los mayores, la canción de moda era de factura alemana — Barrilito, cervecero, barrigón y parrandero— Polka que se cantó previo y durante la guerra en todos los idiomas del mundo. Los personajes de El Sauce no eran muchos, Don Manuel Mangas el Sacerdote Luis González, párroco de la Iglesia, María Benita Palacios — la primera mujer farmacéutica de Nicaragua—, y hermana de la Dra. Concepción Palacios, Arnoldo Ramírez Abaunza, Los García, Los Corrales y los Pastora que eran todos, los ricos del pueblo.
El Calvario se localizaba en el Cerro del Ocote. Era un templo pequeño. Donde Cristo quedaba a la derecha y a la siniestra de dos ladrones, el arrepentido y el malo, tal como sucede en nuestra vida diaria.
El cerro del Ocote era el proveedor de los hachones de luz, que eran astillas de Ocote encendido, que por las noches la gente ocupaba para trasladarse de un lugar a otro y las colgaban como estandartes en las entradas de las casas como en los tiempos de La Colonia.
La iglesia del Cristo negro que yo conocí y en cuyos corredores del segundo piso se guardaban cofres conteniendo pistolas, rifles y espadas enfundadas, posiblemente de ejércitos si no españoles, conservadores, al hallarlas en nuestras aventuras, nos permitieron jugar con los ensambles a los tres mosqueteros, los piratas, los conquistadores. Ese templo se quemó, logrando salvar al Cristo.
Un día de tantos, estando en el comedor del Hotel Mangas, empezamos a escuchar un zumbido, después un ruido semejante a un tsunami, sordo, fuerte, cada vez mas cercano. Sonidos confusos, voces, gritos, yo me asusté. Arges dijo — Ya vienen los hondureños—, aparecieron por todas las calles a pie, a caballo, en carreta. Los promesantes sonaban sus cuernos o cachos de bueyes, repitiendo el sonido constantemente y manifestando su alegría al llegar a pagar sus promesas al Santo señor de Esquipulas, El Cristo Negro de El Sauce milagroso y centenario.
Mi último recuerdo de El Sauce es El cabildo, una casa vetusta, de madera y ladrillos, con un techo grande, bellísimo como los techos de la Plaza de Sutiaba en León. Era el Centro Cívico, ahí en un ejemplar ejercicio democrático, se discutían las cosas que les interesaban a todos los ciudadanos sauceños.
Un bando anunciaba la hora y el día y un cartel mal colgado lo recordaba, se entonaba el Himno Nacional y se discutían los temas, algunos hablaban emocionados, otros se alteraban, pero la calma y el buen juicio se imponían, era una práctica que ya no se lleva lastimosamente se olvidó, como el olvido llega hoy a mi mente sobre un Sauce que ya no conozco y una Villanueva que conservo en mi mente desde hace setenta y cinco años y que será sin duda, mi próximo artículo.
Articulo Original del Diario La Prensa, Edición del 21/Marzo/2015
Edición Original